Se destapa cloaca en Salud; al descubierto, saqueo de Cué, Castillo, Tenorio y Jara, entre otros

0
395

Al destaparse la cloaca de las malversaciones y actos ilegales en la nómina de Salud durante el periodo de Gabino Cué, varios dirigentes y representantes de la izquierda en Oaxaca tendrán que responder ante la justicia por actos indebidos, y por la comisión de delitos, incluido el homicidio del ex director administrativo de los Servicios de Salud, Rafael Pérez Gavilán.

publicado en redes sociales, el titular de la Secretaría de Salud en Oaxaca Juan Díaz Pimentel ofreció un balance a la ciudadanía sobre la caótica situación que prevalece en la nómina del sector salud en la entidad, y las medidas que serán aplicadas para comenzar a corregir esta situación crítica.

En ese contexto, se espera también el inicio de los procedimientos administrativos y penales para ir tras los responsables de esta situación, así como de diversos actos ilícitos cometidos durante el periodo de Germán Tenorio como titular de los Servicios de Salud de Oaxaca.

En el video, Díaz Pimentel señala que la nómina de los Servicios de Salud creció indiscriminadamente hasta albergar a más de 18 mil trabajadores, de los cuales señala que más de dos mil 300 fueron contratados ilegalmente, al no existir cobertura presupuestal para ello.

Dijo que esa situación ha generado una deuda superior a los seis mil millones de pesos, así como un déficit anual superior a los mil 700 millones de pesos. Por ello, dijo, era apremiante terminar con esta situación para evitar que en los cinco años siguientes, dicha deuda rebasara los 15 mil millones.

Dijo que en la nómina de Salud se hallaron más de mil aviadores (entre ellos, Carlos Alberto Robles Montoya, hermano de Benjamín Robles Montoya, Senador por el PT, y ex socio y cómplice de Gabino Cué en innumerables actos de corrupción), dos mil 300 trabajadores eventuales contratados sin una cobertura presupuestal que los ampare, y un número igualmente importante de comisionados al Sindicato, que no cuentan con los oficios correspondientes que avalen su comisión. A todos ellos, dijo, ya no se les pagará mientras no retornen a sus centros de trabajo.

Dijo que ese conjunto de medidas generará un ahorro superior a los 120 millones de pesos mensuales, lo cual permitirá un mejor abastecimiento y servicios en los Hospitales y Centros de Salud en el Estado.

Fuentes oficiales señalan la detección de un robo sostenido de 100 millones de pesos mensuales de la nómina de Salud, por parte de Germán Tenorio y Jorge Castillo Díaz, durante toda la gestión de Gabino Cué. Tal quebranto rebasaría los seis mil 600 millones de pesos que ahora son investigados por las autoridades estatales y federales para ir tras los responsables.

Ello, según una versión publicada por el periodista Alfredo Martínez de Aguilar en su columna Detrás de la Noticia, explicaría la muerte del director de Administración de los Servicios de Salud durante la gestión de Tenorio, Rafael Pérez Gavilán, quien murió de forma sospechosa e incluso se trató de ocultar las verdaderas causas de su muerte.

De acuerdo con la versión, Pérez Gavilán estaría a horas de hacer pública información relacionada con los aviadores y el saqueo a la nómina de Salud a manos de Tenorio y Jorge Castillo, y de acuerdo con Martínez de Aguilar esa habría sido la razón por la que fue ultimado en su propio domicilio de la colonia Lomas de Sierra Juárez.

Esos hechos alcanzarían también a varios personajes que hoy intentan llegar a cargos de elección popular a través de Morena, como Rogelio Hernández Cázares e incluso al ex senador y representante de Morena en Oaxaca, Salomón Jara Cruz, quien es investigado judicialmente por la malversación de más 700 millones de pesos que estaban destinados para el apoyo a agricultores y terminaron en un destino desconocido.

De ese tamaño es la importancia y la dimensión de la cloaca que ha destapado Juan Díaz Pimentel en Salud, lo cual tiene la finalidad de rescatar los servicios para poder ser brindados a los oaxaqueños que más lo necesitan, pero también contribuir a la acción de la justicia en contra de quienes saquearon brutalmente las arcas estatales durante el periodo de Gabino Cué como Gobernador.